Torredonjimeno no olvida a una de sus hijas más ilustres, doña Egisipa Tirao Gómez (1903-1996). La Corporación Municipal aprobó en pleno el pasado mes de enero, por unanimidad de todos los grupos políticos que la componen (PSOE, PP e IU), dedicarle una plaza a la benefactora tosiriana.

La confluencia de las calles Puerta de Jaén, Santa Maria y Llanete de las Arrabalas, se convertirá próximamente en plaza, un lugar muy próximo al domicilio de la familia Sierra Tirao, donde residió durante toda su vida doña Egisipa.

Entre las intenciones del Consistorio se encuentran el adecentamiento del espacio que ocupará la plaza, que estará delimitada y adaptada a su nueva configuración urbanistica, asignándose a los edificios del lugar una nueva numeración.

La apertura de esta Plaza conllevará otro cambio en el callejero de la localidad. La actual calle doña Egisipa Tirao, situada entre las calles Santa María y Carrera Alta, pasará a llamarse Ángel Sierra, como homenaje al hijo de la benefactora y artista tosiriano fallecido a finales del pasado año.

La actual calle Doña Egisipa Tirao pasará a llamarse Ángel Sierra

La generosidad ejercida a lo largo de toda su vida por doña Egisipa, la hicieron merecedora de la Cruz de Oro de la Orden Civil de la Solidaridad Social en el año 1995, concedida por el Ministerio de Asuntos Sociales en reconocimiento por su dilatada, desinteresada y continuada dedicación a la atención, acogimiento y ayuda de personas del municipio en situación de necesidad económica, sanitaria o social.